domingo, 27 de septiembre de 2020

Entrevista. Yeray Hernández: "Fui un futbolista que se adaptó al dolor para jugar"

El grancanario Yeray Hernández Martín, conocido futbolísticamente como el Conejero por haber pasado parte de su juventud en la isla de los volcanes, es el nuevo entrenador del CD San Pablo Becerril de Santa María de Guía de Regional Preferente. A sus 39 años acumula una gran experiencia tanto de jugador como especialmente de entrenador en diferentes Clubes de Gran Canaria y Lanzarote. Yeray me ha concedido esta entrevista para Fútbol Sin Humo.

Pregunta: ¿Cómo llevas los entrenamientos en tiempos de Coronavirus?

Respuesta: La verdad que los entrenamientos los llevamos mejor de lo esperado. Hicimos una pre-pretemporada del 12 de julio al 16 de agosto que ayudó al futbolista a encontrar esas sensaciones perdidas después de tanto tiempo parados. Y aunque la intención era volver el 29 de agosto (no pudimos por el aumento de casos del Covid), al volver en el mes de septiembre parece que no partimos de cero. Hemos hecho entrenamientos con mucho ritmo, mayor del que esperábamos y tengo la creencia personal de que no se debe solo al ansia de volver a sentirse futbolista sino que ese periodo que entrenamos ayudó. Además, hicimos planes individuales para que el jugador siguiera incrementando sus entrenamientos para cuando volviéramos a vernos todos en el césped.

P: ¿Qué objetivos te marcas esta temporada? La temporada pasada hasta el momento de la suspensión el Becerril estaba en la zona baja... 

R: El objetivo del club es la permanencia y más cuando el curso pasado estaban en puestos de descenso. Fue una temporada rara de un equipo que ya estaba afianzado en la categoría, pero así es el fútbol. Creo que tenemos plantilla para conseguir el objetivo y ahora solo queda demostrarlo en el campo, aunque también te digo, no cierro ninguna puerta a ningún objetivo. Pero por presupuesto y otras cosas a considerar, esta claro que la permanencia será nuestro objetivo principal.

P: Te oí decir en el programa La Regional de Mario de la Santa y José Carlos Vega que preferías que los grupos se hicieran por proximidad geográfica. El Becerril está encuadrado en el grupo 2 junto al San Isidro de Gáldar. ¿Qué valoración haces?

R: Me encanta el grupo, conejero de adopción y me tocan 3 grandes equipos de la isla que me vio crecer como futbolista. Además de equipos que siempre tratan muy bien el balón como el Doramas, San Antonio y Tablero. Creo que el grupo está muy parejo, salvo los equipos de mayor presupuesto como puede pasar en Primera División o Segunda (Estrella, San Bartolomé) pero en el fútbol no hay nada escrito y por qué no, me encantaría ser la sorpresa positiva del grupo.

P: Parece que por fin se jugará el playoff de ascenso a Tercera División entre Las Zocas (tinerfeño) y el Arucas, siempre y cuando no prospere el recurso presentado de Los Llanos por alineación indebida de un jugador de Las Zocas. ¿Qué opinas de esta eterna eliminatoria?

R: Tengo muy buena relación con Israel Quintana, entrenador del Arucas, y claro, es un tema complicado del que no sabría opinar. Hay muchas cosas que no sabemos o que solo saben los clubes que están metidos en ese jardín, así que prefiero no comentar nada aunque si me gustaría que Israel llevara a su equipo a la Tercera División. Muy buen entrenador y un gran amigo.

P: Tu trayectoria como entrenador casi siempre ha sido en el fútbol base. ¿Cambia la dinámica de los entrenamientos con respecto a los regionales?

R: Entrenar en base te da tablas para poder llevar un equipo regional. En cuanto a dinámicas de entrenamientos no cambia mucho la cosa, quizás el trato con el futbolista sea diferente, puedes decir las cosas de otra manera, pero al final todo se resume en lo mismo, ganar, empatar o perder. Y cuando preparas un partido da igual la categoría que lleves porque desde mi posición haré todo lo posible para convencer al futbolista que se puede ganar, y prepararé lo mejor que sé los entrenamientos para que  pueda llevarse a cabo esa victoria.

P: ¿Te gusta que tus equipos jueguen de una manera concreta, o prefieres adaptarte a los jugadores que tienes? 

R: Pregunta complicada, empiezo por estilo de juego. Me encanta tener la pelota, dominar el partido desde la posesión de balón y eso tiene sus riesgos, riesgos que asumo. Siempre digo que podemos perder, pero perder habiendo jugado bien te deja otro sabor de boca, así que aunque es cierto que cambio los dibujos según el tipo de futbolista que tengo, la premisa es la misma: sobar el balón todo el tiempo que podamos. Con sus matices pero así veo el fútbol. Una vez oí una frase: "el futbol es tan sencillo que solo hay que hacer dos cosas, meter gol y que no te metan gol". Esa frase me la aplico y además sumo y digo... y para esto, vamos a tener el máximo tiempo posible el balón porque además nos divertimos.

P: ¿Tienes algún entrenador como referente?

R: Me encanta Unai Emery. Una vez fui a una charla de Guardiola, Paco Seirulo, Mendilibar y Unai Emery. Y mientras veía a mis compañeros encandilados con Guardiola, a mí me llamó la atención la pasión de Emery. Marcelino es otro entrenador con el que me identifico y no solo por el pelo ja, ja, ja.

P: ¿Cuál es tu mejor momento como entrenador?

R: Mi mejor momento creo y espero que esté por llegar, pero es cierto que un momento me hizo muy feliz: cuando con el cadete A del Huracán conseguimos llegar al campeonato de Canarias faltando solo 8 partidos. Me contrataron faltando 2 meses para acabar la competición, el equipo iba cuarto y conseguimos meterlo en el segundo puesto que daba opción a jugar el campeonato de Canarias. Fue una experiencia enriquecedora aunque estresante a la vez.

P: ¿Y el peor?

R: Pues quedando campeón de Primera con el Arucas jugamos la promoción contra el Maspalomas. En su campo ganamos 4-5 y la vuelta perdemos 2-4, fallando diez mil ocasiones, un partido que si acaba 10-4 no pasa nada. Pero bueno cosas del fútbol. Aprendí mucho de aquella derrota y de no ascender.

P: Fuiste segundo de Jero Santana en el cadete de la UD Las Palmas. ¿Qué tal la experiencia en el representativo?

R: Entrenar, o en este caso ser segundo de Jero, en la UD es un sueño. Tienes todo lo que necesitas a nivel material y humano. Tienes los mejores futbolistas de las 7 islas en tus manos, y con ganas y ansias de ganar siempre. Y ver ese nivel de fútbol es maravilloso, cualquier cosa que hiciéramos salía a la primera, mucha calidad técnica y humana. Una gran experiencia.

P: Tu primera experiencia como entrenador fue el CD Tablero, donde curiosamente fichaste para ser jugador. ¿Cómo surgió esa repentina transición?

R: Fue una situación rara, un mal momento de mi vida hace que deje el Balos donde era titular (ascendió a Tercera ese año) y fiché en el Tablero. El entrenador que teníamos estaba por hacer un favor y al final se cansó, así que los chicos me pidieron que llevara yo el equipo, y así hice. Dejé de jugar y me dediqué a entrenar. Acabamos bien la temporada y como en todo, aprendes mucho sobre todo en los malos momentos.

P: Jugaste al fútbol federado desde alevines y sin embargo te retiraste con 23 años, siendo muy joven. ¿Por qué?

R:  Estaba cansado de sufrir tanto dolor. Fui un futbolista que se adaptó al dolor para jugar. Me sentía útil pero al mismo tiempo sentía que no disfrutaba. Tuve un esguince con 17 años... supuestamente. Con 23 me hago una resonancia y me dicen que tengo 2 ligamentos rotos de mucho tiempo atrás, así que decidí que era momento de divertirme de otra manera y comencé con los títulos de entrenador. Me encanta estar ligado a este deporte.

P: Debutaste en Tercera División con el Lanzarote a los 16 años. ¿Te planteaste en algún momento llegar a ser profesional?

R: La verdad que nunca me planteé ser profesional. Amo este deporte pero nunca pensé si podía llegar o no. Entrenaba y jugaba porque me gustaba, y si después me pagaban, pues mejor. Nunca negocié con ningún equipo dinero, acepté lo que me ofrecían porque para mí que me dejaran jugar siempre fue lo más importante.

P: Has estado en muchos clubes como jugador y entrenador. ¿Cuál es el que más te ha marcado?

R: La UD Lanzarote. Todos los recuerdos futbolísticos que tengo son de allí. Tuve la suerte de siendo cadete jugar titular con el División de Honor y así mis 3 años de juvenil. Y fue una experiencia maravillosa. Mi primer chándal de equipo, mi primer sueldo, primeros viajes, así durante 4 años. Disfrute muchísimo. Luego el Unión Chile, donde me trataron como un hijo y veterano a pesar de tener 19 años. Dos experiencias maravillosas. Realmente nunca he salido mal de ningún equipo. Por ejemplo, como comenté, con el Balos pasé un bache personal y estuve 4 o 5 meses sólo, y hoy en día tengo muy buena relación con Sixto (entrenador) y con la familia del Balos, sobre todo con el presidente al que abrazo y llamo viejo años después cada vez que nos vemos.

P: Para terminar, ¿alguna pregunta que no te haya hecho o que quisieras aclarar?

R: No. Simplemente que creo que aunque no eres profesional de esto, y es un hobbie, creo que haces un gran trabajo por documentarte, y es de agradecer que no sea un cuestionario de preguntas genéricas. Bravo. Me encantó el antes, el durante y el después de la entrevista. Y aprovecho para dar la bienvenida a Víctor y desearte suerte en la educación de ese enano.

Trayectoria

Como entrenador:

2020-2021: CD San Pablo Becerril. Entrenador Regional Preferente.

2019-2020: CF Carnevali. Entrenador juvenil Preferente. Ascenso a la recién creada Liga Interinsular juvenil.

2018-2019: Arucas B. Entrenador juvenil Preferente. Descenso por arrastre (descenso del Arucas A).

2017-2018: UD Las Palmas. Segundo entrenador cadete Preferente. Campeón.

2014-2015: Arucas CF. Entrenador cadete Preferente.

2013-2014: CD ArguineguínSegundo entrenador Regional Preferente. Descenso.

*2012-2013: CD Arguineguín. Segundo entrenador Regional Preferente.

2012-2013: CD San Pedro Mártir. Segundo entrenador Tercera División.

*2011-2012: AD Huracán. Entrenador cadete Preferente. Clasificación campeonato de Canarias.

2011-2012: Acodetti B. Entrenador cadete 1ª.

2008-2009: Arucas CF. Entrenador cadete grupo 1. Campeón.

2007-2008: Acodetti B. Entrenador cadete 1ª.

*2006-2007: CD Tablero. Jugador y termina liga como entrenador 2ª Regional.

Como jugador:

2006-2007: UD Balos. Regional Preferente. Ascenso a Tercera División.

2004-2006: Unión Chile. Regional Preferente.

2003-2004: CD Teguise. Tercera División.

2002-2003: UD Agaete. Tercera División. Descenso.

2001-2002: Unión Chile. Regional Preferente.

1997-2001: UD Lanzarote. 1 año cadete, 3 años juvenil División de Honor y 1 partido en Tercera División.

1996-1997: AD Huracán. Cadete.

1992-1996: Lita. Alevín e infantil.

* Temporadas en las que estuvo en dos equipos.

FOTOS: 
Yeray con el CD San Pablo Becerril   
Yeray con el Unión Chile (Agachados, 1º de izquierda a derecha)
Yeray con la UD Lanzarote (Agachados, en el centro)

lunes, 21 de septiembre de 2020

Ganado son vacas

Se le resiste el primer triunfo de la temporada a la UD. Buen comienzo y ventaja de dos tantos tras el descanso. Uno ha visto mucho fútbol pero no tenía pinta este de ser un encuentro de los que cambian radicalmente dada la jugosa renta obtenida y el deficiente desempeño visitante. Un gol anulado al Fuenlabrada por un fuera de juego absurdo (la pelota entraba igualmente) fue suficiente para que al equipo amarillo le temblaran las piernas y le entrara una caraja monumental. A partir de ahí, el conjunto madrileño remataba todo lo que caía en el área local y el choque se saldó con un empate y gracias. Dos partidos, dos buenas primeras partes y dos desplomes físicos en las segundas. Más preocupante me pareció lo del Gran Canaria pues al contrario de lo que sucedió en Butarque, los de Pepe Mel terminaron con 11 jugadores sobre el césped. Decía un profesor que tuve en la Universidad que nunca hay que dar por ganado un juicio por muy claro que parezca un caso. Ganado son vacas, ironizaba. Ayer durante el partido de Las Palmas me acordé de Humberto Guadalupe (magistrado de la Sala de lo Social y profesor en la Facultad de Ciencias Jurídicas) y su frase. 

Foto: Clau Mendes salvó un punto en el 90. (COBER)

sábado, 19 de septiembre de 2020

Rubén Uría: de Axel Torres a Cristóbal Soria


Cuando creé el blog  en 2011, mis dos referentes eran Axel Torres y Rubén Uría. Ambos son de sobra conocidos. Televisión, radio, prensa digital e incluso han publicado libros. Axel, con sus brillantes análisis de los partidos, su habilidad para contextualizar sus opiniones, su capacidad para comunicar y conducir espacios futbolísticos sin meterse en ningún charco. Uría (seguidor confeso del Atlético de Madrid), buen comunicador y magnífico escritor, con un espíritu más crítico y vehemente, especialmente con los dueños del Atleti y la prensa de Madrid. Cuando Rubén sacaba el Hacha, poderosos del mundo del fútbol se tambaleaban. 

Poco a poco me fui dando cuenta de que a ese romanticismo que desprendía Uría al señalar al dúo proscrito chiringuitos varios se le iba viendo el cartón. Desde su posición neutral (respecto a los dos grandes de España) de colchonero, Rubén enjabonaba las andanzas del FC Barcelona y con el pretexto de poner en su sitio a periodistas y contertulios afines al Real Madrid, destilaba, siempre con buena pluma, un tufo antimadridista que particularmente no me gusta. Más que nada porque es un profesional serio y no un showman. Una cosa es denunciar los presupuestos abusivos de los gigantes de La Liga en relación al resto, y que aquellos copen la información deportiva diaria, y otra es hacer juicios de valor en función de cual de los dos clubes se trate.

Después de mucho tiempo sin saber de él, Uría hace en Goal.com la entrevista exclusiva mundial. Leo Messi se queda en el Barça. El periodista se dejó el Hacha en casa ese día. No formuló, según mi criterio, varias preguntas importantes de interés al que ha sido muchas veces Dios disfrazado de jugador de fútbol. No sé sí por estar pactadas o porque no quiso. Por falta de capacidad seguro que no fue. No intentó saber si se marchará libre el argentino a final de temporada. Si se planteó o se plantea bajar la cláusula de cara a que ninguna de las dos partes saliera o salga perjudicada. Si habló con Guardiola. Si tuvo negociaciones con el Manchester City u otro equipo. Si escuchará ofertas a partir de enero. Si cabría la posibilidad de que se quedase una temporada más en caso de ganar la Champions. Si no cree que la afición del Barça merecía que saliera a explicar la situación antes y no esperar diez días después de enviar el burofax dando lugar a decepciones y especulaciones. Es difícil que haya respuestas cuando no hay preguntas.

Es un éxito incontestable para el currículum del Hacha haber tenido frente a frente a Messi en uno de los momentos más importantes de la carrera del astro azulgrana. A mí me hizo recordar, no la entrevista concretamente sino la línea editorial de su trayectoria, a Cristóbal Soria, el cual desde su posición "neutral" sevillista sabemos de que pie cojea. Eso sí, sin el circo ni la pose de matón del ex delegado. En mi opinión, Messi se queda porque Bartomeu no se tragó el farol del burofax y no lo dejó ir a coste cero. Y a saber cuando resolverían los tribunales. Aún estando yo equivocado, Messi no calló bocas como da a entender Rubén de manera bravucona en su artículo en Sport "La camiseta no se mancha" . Messi tomó la decisión que más le convenía dadas las circunstancias.

Foto: Rubén Uría y Leo Messi durante la entrevista. (Goal.com)

domingo, 13 de septiembre de 2020

La vida sigue igual

Después de un final de liga sin seguirla en exceso y una pretemporada desconectado del fútbol, hoy me senté delante del televisor con el deseo de ver el estreno de nuestra querida UD en este nuevo curso. El partido no fue malo, el marcador sí. Puede que sea el subconsciente pero tengo la impresión de que lo de ayer ya lo he vivido en otras ocasiones, y me consta que a otras personas les pasa lo mismo. De la ilusión a la resignación en dos horas. Racha de partidos ganados sin poder ver al equipillo por trabajo y cuando puedo verlo pierde. Meses sin ir al Estadio y cuando voy el encuentro es un tostón. Equipo en buena dinámica con entradas al Gran Canaria discretas y cuando hay un llamamiento a la afición, ésta responde pero el resultado no es bueno. Y en general, cuando se ponen esperanzas en una temporada y te llevas un palo el primer día. Son sensaciones  sin lógica que posiblemente no sean reales pero parece que cuanta más ganas tiene uno de ver al equipo, más probabilidades hay de llevarse un chasco. Y es que al final para la sufrida afición amarilla, como cantaba Julio Iglesias, la vida sigue igual.

Foto: TotalNews Agency. Aythami, expulsado por doble amarilla, en un lance del partido

viernes, 11 de septiembre de 2020

Otra historia

En la entrevista realizada hace unos meses por Héctor Fernández en su podscast  llamado como el título de esta entrada  al veterano periodista Agustín Castellote, éste repasaba  algunas anécdotas de su carrera radiofónica en general y otras vividas con José María García en particular. Castellote me transportó a la época donde muy jovencito escuchaba al butano. Más tarde se puso de moda otra forma de hacer radio, en palabras de Agustín "periodismo desenfadado". José Ramón de la Morena, Paco González y compañía tenían un estilo más alegre y menos riguroso. Compaginé los dos programas nocturnos durante un tiempo, uno lo escuchaba en directo y el otro grabado en cinta de casete, hasta que me pasé definitivamente al del de Brunete. Hoy día, escuchando este capítulo de podcast que cito (y recomiendo) y especialmente al ser fiel oyente de La Libreta de Van Gaal donde los cortes de José Ramón tienen un "papel estelar", me arrepiento un poco de aquella decisión. 

En el instituto y en las canchas de fútbol se hablaba de los programas de la noche anterior. Los oyentes de radio eramos privilegiados al enterarnos de las noticias antes que los que las veían en la tele al día siguiente a mediodía. No había internet, la información deportiva fuera del equipo que fuera estaba en boca de todos y el periodismo deportivo era respetado. Aquello era otra historia.

Enlace a la entrevista a la que hace alusión esta entrada

Foto: Portada del podcast Otra Historia

jueves, 20 de agosto de 2020

Deivid

La UD Las Palmas ha anunciado la salida definitiva de Deivid. En esta segunda etapa de amarillo ha pasado sin pena ni gloria. Cuando llegó procedente del Sevilla hizo dos buenas temporadas pero su indecorosa huída tras el cordobazo lo convirtió en persona non grata. Su retorno años después nunca debió producirse. La grada lo recibió de uñas por no guardar el conveniente luto en uno de los días más tristes de la historia del Club, con el agravante de ser el yerno de Ramírez. Imposible que saliera bien.

Me parece lógico el "caluroso" recibimiento del populacho a Deivid en su retorno, pero también creo que posteriormente fue excesivo, cuestionándose incluso por los más desconfiados su ayuda a la gente afectada por los incendios del verano pasado. Para echar más gasolina al fuego, un informador deportivo con mucha influencia en la isla como es Rafa León de la Cadena Ser llevó el tema al ámbito personal.

Jonathan Viera sin ir más lejos hizo algo parecido. Puso rumbo a China con el equipo en Primera División en puestos de descenso con todavía posibilidades matemáticas de salvar la categoría, la cual finalmente perdió. Hubo críticas pero a su regreso, el 21 con su magia las convirtió en aplausos. Dos salidas poco éticas pero mientras que la del crack se olvidó, la del jugador común se criticó y ridiculizó.

Foto: EFE

miércoles, 29 de julio de 2020

Ruido


Desde que se reanudó La Liga no la he seguido en exceso. La frialdad en la grada o peor aún, la ridiculez del público artificial hacía que, bien me aburría, bien me daba vergüenza ajena. Lo cierto es que ningún partido consiguió seducirme. Lo poquito que llegaba a mis oídos era ruido. Ruido sobre los supuestos arbitrajes a favor del Madrid, ruido sobre el trabajo de Quique Setién, ruido cuestionando los goles de Cristiano Ronaldo en Italia (Penaldo, como lo llaman los más aniñados), etc. Lo cierto es que todos estos debates infantiles unido a los estadios vacíos hicieron que el fútbol me pareciera un entretenimiento poco apetecible.

Ahora hay un problema más serio. La suspensión del Deportivo de La Coruña-Fuenlabrada en la última jornada de la Segunda División ha hecho que el ruido se multiplique. Hoy me he enterado que aparte de los sabidos positivos por coronavirus de varios jugadores del citado Fuenlabrada, también ha habido alguno/s en el Real Madrid, Sevilla, Almería y Zaragoza. ¿Cómo gestionará el Presidente de La Liga el problema? Posiblemente haga lo que haga Javier Tebas la información nos llegará en forma de ruido. Hasta que llegue la Champions en poco más de una semana y la emoción del partido único atenúe el puerta cerrada, y espero que también haga lo propio como no, con el ruido.

Foto: Acción durante el Fuenlabrada-Deportivo de la primera vuelta. Marca.com

domingo, 14 de junio de 2020

Una vuelta accidentada

Como comenté en la entrada He vuelto, este blog lo escribo principalmente para mí (por supuesto también para el/la que quiera  leerme). Por ese motivo, narraré a continuación a modo de diario personal las vicisitudes de mi redebut, mucho más complicado de lo que a priori podría pensarse. Como resumen diré que si no llega a haber una pandemia mundial que me obligara a estar en el ERTE, jamás podía haber vuelto a escribir teniendo en cuenta el tiempo empleado en reacondicionar el blog.

El 10 de mayo, una semana antes del primer artículo, decidí que volvía Fútbol Sin Humo. Lo primero, elegir una nueva imagen de fondo. Tenía una antigua de Blogger que ya estaba obsoleta. Seleccioné como imagen de fondo el Estadio de Gran Canaria pero el problema venía en la edición móvil donde Blogger tiene plantillas no configurables. Los colores de Fútbol Sin Humo siempre fueron el verde del césped y el blanco de las líneas del campo, porterías y balón. En la versión móvil, salvo que toques mucho código, no se podía cambiar el color de la cabecera y elegí una de color morado que se parecía por lo menos en cuanto a diseño a la de la versión web.

domingo, 7 de junio de 2020

Entrevista. Doramas: "Tengo la espinita de no haber jugado en Tercera División"

Doramas García Ortega es un exfutbolista de fútbol regional que ha desempeñado durante 25 temporadas carrera como portero en diferentes equipos de la geografía grancanaria. Desde hace unas semanas es segundo técnico y entrenador de porteros del Unión Viera juvenil de División de Honor. Giovanni Hernández (primer entrenador) y Pedro Mesa (preparador físico) completan el cuerpo técnico. Doramas me ha concedido de manera telemática esta entrevista para Fútbol Sin Humo.

Pregunta: Buenas tardes. Primero que nada, dado estos tiempos que nos ha tocado vivir, ¿cómo estás, y como has pasado el confinamiento y estás llevando la desescalada? 

Respuesta: Buenas tardes. Estamos bien afortunadamente, con mucha preocupación por todo este tema del Covid pero con la responsabilidad de cumplir con el confinamiento y la desescalada. La mayoría del tiempo estuve de teletrabajo. En la desescalada pues llevándolo de la mejor manera y adaptándome según las fases que vamos pasando.

P: Esta temporada estuviste de segundo entrenador y entrenador de porteros del Villa (de Santa Brígida) Atlético. ¿Qué balance haces?

R: El balance en mi opinión ha sido positivo. A pesar de la suspensión de la temporada por la pandemia, estar con un grupo de jóvenes de primer año regional la mayoría aunque vengan de jugar  División de Honor (juvenil) no es fácil ya que en el fútbol regional hay muchos futbolistas con experiencia y se nota la diferencia. Por supuesto se adaptaron muy bien y aprendieron más conceptos del fútbol. También estuve esta temporada entrenando a los porteros del Tercera División del Villa. Fue una buena experiencia para seguir creciendo en esta faceta de entrenar a los porteros.

viernes, 29 de mayo de 2020

Liga de uno


Desde siempre me ha llamado la atención el dominio incontestable del Bayern Múnich en la Bundesliga y lo aburrida que parece la lucha por el título visto desde la perspectiva de los que no seguimos el campeonato alemán. Si en España, hasta la irrupción del Atlético de Madrid de Simeone, se hablaba de liga de dos, no me quiero ni imaginar el hastío con un sólo equipo dominante.